Central Romana responde al bloqueo de EEUU